Yamato

Maquetas Hechas - Yamato 1:450

Hoy os presentamos la mayor bestia armada que ha surcado los mares, el Yamato. Además de ser el acorazado más pesado y fuertemente armado de la historia, es la mayor maqueta que hemos hecho nunca. Es un kit de Hasegawa número 40151.

El gran problema de esta maqueta no ha sido el montaje en sí, si no el gran tamaño que tiene, casi un metro de largo, y cómo poder trabajar con ella nos ha supuesto un verdadero reto.

Gracias a la escala tan grande, lo normal en barcos es 1/700, todos los detalles y piezas son lo suficientemente grandes como para no desesperarte, y te permite añadirle ciertos detalles muy bonitos.

Para esta escala concretamente no hay un kit de fotograbados que mejora el resultado final de las piezas de plástico, así que decidimos recrearlo nosotros mismos.

Con hilo de cobre, y toneladas de paciencia, vamos creando escaleras y barandillas donde en verdad las tenían.

El trabajo nos lleva muchísimas horas, y algo de desesperación por el camino, pero el resultado final es espectacular. Le da un realismo extra muy bueno, y digno de un kit de fotograbado de pago.

Como podéis ver el puente de mando principal queda muy detallado y bonito.

Además de esos detalles, las lonas que recubrían los cañones quedan muy poco realistas con el plástico fundido, así que las recreamos con cinta que crea rugosidades y le da un aspecto mucho más real.

Maquetas Hechas - Yamato Vista detalle de torre principal

Una vez está todo montado toca pintar. Como buen acorazado, el camuflaje brilla por su ausencia, es entero en gris medio marino. Para romperle la sensación de monocromo que tendría, jugamos mucho con las luces para darle más sensación de 3D y romper el único color.

Lo único que realmente nos supone un problema pintar es el casco, ya que es demasiado largo y grande para poderlo manejar bien. Pero hasta los dos hidroaviones tienen unos detalles geniales para ser esa escala, aunque muy posiblemente estén un poco sobredimensionados.

Y ya una vez pintado todo, solo queda montar tooooodas las piezas, como cañones antiaéreos que tenía incontables, y demás detalles que faltaban. Otra vez nos armamos de paciencia y vamos piecita a piecita. Pero el resultado final merece muchísimo la pena.

La última foto, con la moneda de euro, la hicimos para que se pueda apreciar bien el tamaño que tiene este pedazo bicho.

Pero en resumen es un kit muy fácil de montar, no tanto para trabajar con él por el tamaño. Pero con mucha paciencia y un poco de amor lo hemos convertido en una pequeña obra de arte con todos sus detalles.

Recuerda, para no perderte ningún trabajo y estar al tanto de todo lo que hacemos, visita nuestras redes

O suscríbete a nuestra newsletter. Te prometemos que es 100% libre de SPAM y sin vender tus datos a terceros.

Deja un comentario